Historia de un “ocupa” cubano

Yaremis Flores.

Amaury Pacheco del Monte, coordinador del Proyecto Cultural OMNI Zona Franca, es un hombre soñador. Fantasea con poder brindar a su familia una vida confortable. Lejos de los malabares para satisfacer necesidades de sus seis hijos menores. Su familia sufre la escasez de vivienda en nuestra isla, y encima, la indolencia institucional y humana.

Hace 4 meses Amaury ocupó ilegalmente un apartamento en el capitalino reparto Alamar. Irrumpió en un apartamento vacío durante años; objeto de vandalismo y lugar de cita para parejas. El apartamento, en los bajos de un edificio, fue solicitado por varios vecinos en condiciones de hacinamiento o con problemas de salud. Amaury vivía en condiciones infrahumanas; aunque según el texto constitucional, todos tenemos derecho a una vivienda digna.

La máxima de que tu mejor amigo es el vecino más cercano, no se hace sentir tan fuerte en nuestros días. La vecina de los altos, duerme tranquilamente sin abrir una llave de paso que pudiera abastecer de agua a los nuevos inquilinos. Rehúsa hacerlo hasta que alguna autoridad lo determine.

Semanas transcurren sin tener acceso al agua ni fluido eléctrico. Instituciones como los Comité de Defensa de la Revolución, Federación de Mujeres Cubanas y Trabajadores Sociales, han hecho acto de presencia cual mal estudiante que acude a la escuela sólo para dar la asistencia. Se muestran inmutables frente a la carencia de lo indispensable. El Consejo de Vecinos también permanece sordo y mudo ante el suceso.

–Representantes de algunos organismos me advierten decir que ya pasaron por aquí si alguien verifica; levantan un acta como constancia y se van.–, señala Iris Ruíz, esposa de Amaury. –No admitiré una respuesta burocrática–, afirma, con su hija recién nacida en brazos; quien duerme ajena a lo que acontece.

Recurre a mi mente, una de las frases más conocidas de nuestro Héroe Nacional, José Martí: “Los niños son la esperanza del mundo”. Resulta irónico ver una familia que ha contribuido a la ya demacrada tasa de natalidad de nuestro país, y no puede recibir una salida a su problema.

La Ley General de la Vivienda, ofrece algunas vías de solución a casos como este. Una de ellas es facilitar la condición de arrendatarios a los ocupantes ilegales, con posibilidad de compra de la vivienda, y pago del precio establecido.

La familia de Amaury espera un veredicto favorable de los indolentes. No por piedad, sino por cumplir con su deber y las disposiciones legales vigentes.

About these ads

5 pensamientos en “Historia de un “ocupa” cubano

  1. Pingback: Historia de un “ocupa” cubano. « Zoé Valdés

  2. Pero al carajito de Chavez le construyen una mansion. Sera en una playa privada? o sera en el reparto Siboney? Imagino si es en un cayo de blancas arenas, necesitara un helicoptero para las emergencias y alguna fiesta o reunion improvisada.
    A los pasajeros del Granma y su descendencia no le importa el pueblo cubano, al que consideran herederos de sabados en La Concha, domingos en La Tropical y noches de domino.
    Ellos viven convencidos que se lo merecen todo por eliminar a la burguesia que explotaba a aquellos cubanos ignorantes….y esa propaganda del Tarzan gallego liberando a mestizos hipnotizados por el evangelio, es la que creen los desposeidos de este planeta.

  3. Conozco la situacion grave de la isla, la burocracia, etc. Tambien comprendo que uno debe ser responsable de sus actos y no querer que todo te lo de el gobierno. Me da pena la situacion de Amaury, y pienso que, si ya tomo esa decision, de intalarse en la vivienda vacia de Alamar, debe seguir luchando por su regularizacion en ella. Solo, tendria una pregunta: Si Amaury no tenia donde vivir comodamente con una familia reducida, por que se aventuro en procrear tanto, sin tener los recursos necesarios para criar a tantos hijos???? Un hijo, “es la esperanza del mundo” (tomando las palabras de nuestro José Marti); dos hijos, esta muy bien para vivir lleno de amor y contribuir a la tasa de natalidad (que no veo en que esta demacrada, como dice la autora del articulo); pero seis hijos, es despreocupacion y mala planificacion familiar.

  4. Amaury tiene seis hijos porq literalmente le salio de los timbales, ese no es el problema, el problema o uno de ellos es la situacion de la vivienda en Cuba, q es pesima, con inmuebles viejos y en malas condiciones y la poblacion conviviendo hacinada, 2 y 3 generaciones, matando a los abuelos para fajarse por los cuartos. Y si no sabes q Cuba es el unico pais de America Ltina con decrecimiento poblacional, hay te va esa, si los jovenes se marchan, (por lo menos los mas inteligentes) y los demas tienen uno o dos hijos, no puede crecer la tasa poblacional, solo envejecer, sin contar q el pais no ofrece cuidado ala poblacion adulta mayor, porq q yo sepa en Cuba hay 5 o 6 asilos de ancianos, los cuales ni remotanmente dan abasto para la cantidad de pacientes con Alzheimer o demencia senil. Nada, un asco de situacion.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s